jueves, 16 de febrero de 2017

Un proyecto para Burriana

Hoy, visita Burriana un conseller de la Generalitat y en las últimas semanas hemos visto como algunos directores generales, técnicos de alguna que otra conselleria y otra consellera han visitado nuestra población, lo sé porque he visto las fotografías en algunos medios de comunicación y sé que es pronto para ver los resultados de sus visitas y la efectividad de las intenciones manifestadas. Esperaré, no sé cuanto tiempo, pero esperaré.

Sin embargo, yo me pregunto, a veces, por donde llevan a estos señores, porque, seguramente no les llevan por donde están realmente los problemas. Por ejemplo, a la consellera d’Obres Públiques y muchas otras cosas, además de enseñarle la carretera del puerto, cuando se marchara la acompañaría por la carretera de Nules y que sintiera, en nalga y coche propio, los baches del tramo entre la rotonda de la autovía y el casco urbano.

Al de comercio lo llevaría por el centro para que conociera nuestras magníficas calles comerciales cuyo pavimento queda muy lejos de lo que deberían ser una calle comercial y con gran cantidad de baldosas sueltas y deterioradas, además de mostrarle el cementerio de coches que cada día encontramos en el centro neurálgico de nuestra población donde, también, se encuentra mi coche.

Al de medio ambiente le enseñaría los magníficos proyectos que tenemos de regeneración plantando arbolitos sin ningún proyecto claro de lo que queremos hacer en el Clot, El Arenal o la desembocadura del Millars...........

Nada, que digo todo esto, porque considero que después de un año y medio de gestión deberíamos tener un proyecto claro de trabajo, de ciudad, y de futuro. Y, si bien, el proyecto de ciudad puede considerarse que se tiene en el programa electoral de cada uno, sí deberían tener una calendario de ejecuciones y de realizaciones para lo que queda de legislatura. ¿Lo tienen? Si lo tiene a través de esa magnífica concejalía de transparencia debería estar reflejado.

Mientras el equipo de gobierno hace esto, la oposición, ahora, tiene prisa en ejecutar muchas cosas que hubieran podido estar ejecutadas si durante su periodo de gobierno, valga la redundancia, las hubieran ejecutado. Lástima de tiempo perdido y de sueldos desperdiciados.

Hoy nos visita un conseller y a lo largo de su visita y de la charla que pronunciará hablará de la crisis de 1917. Amén. Fantástico. ¿Algo más? Por cierto yo iré.



No hay comentarios:

Publicar un comentario